Consejos para una luna de miel perfecta

Después de la boda llega uno de los momentos más deseados: el viaje de novios. Prepararla es una tarea que se debe llevar a cabo con tiempo y paciencia, porque hay que mirar mucho y cogerlo todo bien para que, sin duda, sea una luna de miel perfecta. O, al menos, se le parezca.
Lo primero de todo es marcar un presupuesto para destinar al viaje para, con eso, ir buscando lugares a los que podéis ir. También deberéis pensar qué tipo de luna de miel queráis, si más en plan relax, ver cosas, cultural, aventuras…

Podéis acudir a una agencia especializada o mirarlo por vuestra cuenta, aunque si se trata de un viaje a un país muy diferente o con un idioma que no manejáis, si acudís a profesionales siempre podrán organizaros todo mejor. Si os gusta ir por libre, no hay ningún problema. Sea como sea, miradlo con tiempo.

lunademielUna vez elegido el destino, deberéis informaros bien de qué requisitos previos debéis cumplir, si tenéis que vacunaros, cuándo, si necesitáis seguro médico especial, trámites burocráticos necesarios para entrar tipo visados, pasaportes, permisos, cambios de moneda si es necesario… Una vez más, antelación ante todo porque habrá papeleo que se demore en el tiempo.

Guardad en una carpeta toda la documentación referida al viaje, para que podáis llevarla con vosotros y tengáis todo junto y a mano. Incluid teléfonos de la agencia, en caso de que contratéis con ella, vuelos, hoteles, en caso de emergencia.

Informaos también de qué tipo de corriente eléctrica se utiliza en el país destino para comprobar si podéis utilizar vuestros cargadores o habrá que llevar adaptadores. Mirad el tiempo que se prevé para esos días para llevar ropa adecuada, y haced una lista con las cosas que tenéis que meter en la maleta para que no os dejéis nada.

No dejéis las cosas para última hora, porque sólo os acarreará más estrés que habrá que añadir al propio de la boda, así que con calma y tranquilamente id preparando todo.

Y unos últimos consejos menos “logísticos” y más “sentimentales”. Recordad que la luna de miel es un regalo que os hacéis para pasar tiempo juntos y solos, olvida el teléfono y las redes sociales y disfruta de algo que será único. Aprovechad para relajaos de todo lo que ha conllevado organizar la boda y para desconectar de vuestro día a día. Si apostáis  por un viaje cultural y turístico podéis combinarlo con otros días en un destino de playa y relax. Se trata de que disfrutéis al máximo los dos y que sea una aventura inolvidable.

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Marta
Escrito por
Marta
Más artículos de Marta

Regalos para las madres de los novios

Hoy os propongo una lluvia de ideas pensadas para los regalos de...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.